La idea

¿Qué estás construyendo y por qué?

Para muchos es la parte más sencilla, otros no pasan de esta etapa, pero es importante entender que toda idea exitosa resuelve un problema real de las personas.

Tu idea debe ser clara y concisa ya que deberás comunicarla con más personas e incluso con tus clientes potenciales. Si la idea suena compleja es una señal de pensamientos confusos o que el problema fue inventando. Cuando compartes tu idea, si la mayoría de las personas no se emociona, eso puede significar que tu idea es mala.

Sobre lo que comentaba de que el problema debe ser real, lo más importante es que lo entiendas perfectamente, por lo mismo ese problema debe ser propio o un problema de alguien muy cercano (conoces al usuario extremadamente bien).

La mejor manera de probar una idea es lanzarla y ver qué sucede o la otra es simplemente tratar de venderla (aunque no tengas nada), ve con algún cliente potencial que hayas identificado y trata de vendérsela, si tu cliente dice que te la compraría, entonces ve y constrúyela.

La idea irá evolucionando, pero es importante que lo haga con la retroalimentación de tus usuarios (recibir retroalimentación).

Es clave que sepas por qué quieres desarrollar esa idea y también que tengas la visión de cómo tu empresa se puede convertir en un monopolio. Hay muchos términos para esto, pero no me refiero que tu empresa tenga que ser poca ética contra tu competencia. En vez de eso busca que tu negocio se haga más poderoso y particularmente sea muy difícil de copiar.

Las empresas más exitosas en los últimos años tienen ideas nuevas y no ideas derivadas (definición aceptable de algo nuevo es algo 10 veces mejor). Las personas querrán unirse a tu idea si es lo primero, no lo segundo.

Las mejores ideas suenan como malas, pero en realidad, no lo son. Así que no necesitas guardar el secreto. Y aunque sonará como una gran idea, las personas también tienen sus grandes ideas, así que no te preocupes de que tu idea vaya ser robada, créeme no cualquiera está dispuesto a realizar la gran cantidad de trabajo y esfuerzo que tu idea necesita para ser exitosa como tú lo estás. Inclusive las personas te ayudarán cuando compartes esa gran idea con ellos.

Hablando de compartir tu idea ten en cuenta que muchos te podrían decir que tu idea apesta o es mala, puede que tengan razón, pero también puede que no sean tu mercado ideal o que no tengan un buen criterio sobre negocios o simplemente pueden estar celosos. Esto puede doler bastante y aunque creas que no te afectará, lo hará. Trabaja en creer en ti y no dejarte llevar por ese tipo de comentarios. Cree en tu idea y continua.

¿Qué pasa si quieres iniciar una empresa pero no tienes una idea? Lo mejor es que no la hagas. Como comentaba si tu problema no es real y no conoces a detalle ese problema y las personas que lo tienen, lo más seguro es que no logres mucho.

Busca esa retroalimentación y comparte esas ideas. En Musement Collective te ayudamos a que tu idea crezca gracias a nuestra increíble comunidad. Únete

Luis Arturo Mendoza

Luis Arturo Mendoza

Apoyo startups en su creación y desarollo buscando que resuelvan problemas reales y hagan de este mundo un lugar mejor. Siempre apoyo por correo, escríbeme!

Read More